Oráculo de Delfos, santuario de consulta dedicado al dios Apolo.


En Delfos, a los pies del monte Parnaso, nos encontramos con una pequeña montaña que se eleva 700m sobre el nivel del mar, donde la Antigua Grecia situó este santuario, en el lugar por aquel entonces conocido como "Pito". Este nombre, esta relacionado en la mitología con una gran serpiente Pitón, hijo de la diosa Gea, que vigilaba el oráculo primitivo.


La Pitia o Pitonisa, era un personaje elegido de forma neutral con un nombramiento vitalicio, a quien acudía todo tipo de personajes para realizar sus consultas al dios Apolo, desde gente pobre hasta los propios reyes. La fé en el oráculo de Delfos era total, siglos de aciertos lo abalaban, y sus pocos errores eran considerados como malas interpretaciones de lo dicho.



Uno de los consultantes que más me llama la atención y del que ya hablamos en un post hace un par de semanas, es Leónidas I de Esparta, él, como otros miles de griegos, realizó su consulta al oráculo en tiempos de la invasión de Grecia por los descendientes de Perseo.

En el año 490 a.C. ante el inminente ataque del rey Jerjés I. Leonidas acudio al oraculo para su consulta y Apolo le dio una respuesta ambigua para interpretar...

"Mirad, habitantes de la extensa Esparta,
o bien vuestra poderosa y eximia ciudad es arrasada por los descendientes de Perseo,
o no lo es; pero en ese caso,
la tierra de Lacedemón llorará la muerte de un rey de la estirpe de Heracles
Pues al invasor no lo detendrá la fuerza de los toros
o de los leones, ya que posee la fuerza de Zeus. Proclamo
en fin, que no se detendrá hasta haber devorado a una
u otro hasta los huesos."


Esparta tenia dos opciones, ser conquistada, o perder a su rey.

Wikipedia: Oráculo de Delfos | Apolo | Leonidas I de Esparta.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Quizás te interese también ver...